Billete de Avion

billetes de avion desde Occitania a para el verano desde solo
 

MEGAVOLOTEA

Ahórrate un 30% en todos tus vuelos, Embarca cuando quieras y recibe ofertas exclusivas. 12 meses por solo 49,99€
Megavolotea

Quizá estés buscando vuelos a Occitania

Ofertas vuelos a Bastia

Ofertas vuelos a Figari Sud Corse

Ofertas vuelos a Catania

Ofertas vuelos a Málaga

Ofertas vuelos a Cagliari

Ofertas vuelos a Estrasburgo

Ofertas vuelos a Split

Ofertas vuelos a Praga

Ofertas vuelos a Madrid

Ofertas vuelos a Dubrovnik

Ofertas vuelos a Luxemburgo

Ofertas vuelos a Nantes

Ofertas vuelos a Mallorca

Ofertas vuelos a Corfú

Ofertas vuelos a Faro

Ofertas vuelos a Ajaccio

Ofertas vuelos a Lille

Ofertas vuelos a Tenerife Sur

Ofertas vuelos a Heraclión / Creta

Ofertas vuelos a Santorini

Ofertas vuelos a Caen

Ofertas vuelos a Brest

MÁS SOBRE TU DESTINO

DESCUBRE LOS RINCONES
DE ROMA

Nuestros embajadores locales te descubren los rincones más auténticos.

¿PUEDE HABER ALGO MÁS ROMÁNTICO QUE PERDERSE POR ?

Durante un tiempo fue caput mundi (capital del mundo), hoy en día se conforma con serlo solo de Italia, pero en el fondo a Roma no le disgusta haber perdido su estatus de centro neurálgico del inmenso Imperio romano, porque lo que ha mantenido intacto en el transcurso de los siglos es el poder seductor que ejerce sobre quien la visita. Fascinante, caótica, romántica, auténtica, repleta de historia... Roma cautiva al viajero con una combinación irresistible de ingredientes. Los vestigios del pasado están por todas partes y da la sensación de estar caminando por un museo a cielo abierto. El arte y la cultura impregnan los edificios, las iglesias y los museos, y probar la gastronomía local es una actividad que, por sí sola, hace que el viaje valga la pena.  

Un libro entero no bastaría para hablar de Roma, por lo que nos limitamos a recordarte algunas atracciones imprescindibles: el imponente Coliseo, el monumento más famoso de la ciudad y uno de los más visitados de Italia, que evoca imágenes de gladiadores y emperadores; los Museos Vaticanos, que custodian una de las colecciones de arte clásico más completas del mundo; la Basílica de San Pedro, que impresiona por su grandiosidad y riqueza artística; la villa Borghese y sus exuberantes jardines, donde disfrutar del arte y de un momento de relajación es un placer único; el grandioso Panteón, el único edificio romano que se ha mantenido casi intacto con el paso de los siglos. Y luego, naturalmente, la célebre Fontana di Trevi, obligatoria para una foto de recuerdo, así como la Plaza de España y su escalinata, meca de los selfies; el Foro Romano, centro de la Antigua Roma y hoy una extraordinaria colección de ruinas de templos, basílicas y espacios públicos; las espléndidas plazas Navona y Campo dei Fiori, la Basílica de San Juan de Letrán, el Museo Nacional Romano, la Via Apia...

Pero Roma no es solo un lugar de interés turístico, sino que también es una ciudad de gran belleza para pasear, perderse por sus barrios más emblemáticos y vivir experiencias auténticas: visitar los mercadillos, pasar una velada en San Lorenzo, en el Pigneto o en el Trastevere, charlar con los lugareños en los históricos mesones romanos ante un plato de pasta cacio e pepe, ver un partido de la Roma en el Estadio Olímpico, descubrir los numerosos museos y exposiciones, ver las muestras artísticas de arte callejero... y mucho más. 

Siempre hay algo más que ver y hacer en Roma, y por ello, después de ir por primera vez, experimentarás el irrefrenable deseo de querer repetir.